Un patrimonio inigualable, playas de altura y, claro está, la gastronomía. En poco tiempo, el número de turistas ha crecido en gran manera, gracias en parte al vino y la gastronomía española, tal como manifiesta Bartolomé Nieto, técnico responsable de la Ruta del Vino de Ronda y director del Museo Municipal de la Ciudad del Tajo.

Según este experto, el número de turistas que llegan a España atraídos por el vino y la gastronomía roza los seis millones. Y lo apoya la Asociación Española de Ciudades del Vino (Acevin), que establece que los turistas llegados por estas razones fueron 1,7 millones y por la gastronomía y el vino, unos seis millones.

vinos consumo

Son muchas las zonas que desgranan rutas enológicas y enoturísticas, pudiendo mezclar la calidad de los vinos del país con las propuestas culinarias que se ofrecen en toda España. Algunos ejemplos los tenemos en la Serranía de Ronda, que cuenta con la tercera Ruta del Vino certificada en Andalucía por Acevin.

Pero hay más, desde norte a Sur, desde los pirineos aragoneses, con las rutas del Somontano, siendo una atracción más para los turistas de montaña. Pasando por el Priorat o el Penedès catalán, que posee importantes DO de vino.

El turismo que llega a España en los últimos tiempos lo hace motivado por las experiencias culinarias que se viven en el país. Desde eventos gastronómicos más profesionales a la visita de restaurantes y bodegas.

En Málaga hay también una gran escuela gastronómica, ahora abanderada por importantes chefs. Ahora se está promocionando en hoteles y restaurantes creando, por ejemplo, clubes de productos.